Cuando tenemos un vehículo, lo que más queremos como propietarios es que esté funcionando en óptimas condiciones, tanto mecánica y estéticamente. Así puede que se valorice un poco más y tengan una buena impresión de nosotros.

Cada vez que cuidamos algo, habla muy bien del trato que le damos, y una parte fundamental para cuidar de nuestro carro es la pintura. Esta es expuesta a diferentes factores que pueden afectar la apariencia de nuestro vehículo; la lluvia, el sol, el polvo, entre otros aspectos que hay que tener en cuenta.

Por eso, te daremos algunas claves para que mantengas la pintura del carro en excelentes condiciones

Lavar nuestro vehículo, indispensable para la pintura

Además de lograr que nuestro carro se vea mucho mejor, lavarlo regularmente alarga la vida de la pintura, remover las partículas de smog y polvo en su totalidad sobre la superficie hace que la pintura no se exponga a posibles rayones o manchas. 

La regularidad para lavarlo puede variar, pueden llegar a influir temas de tiempo y clima, además del uso que le demos. Lo recomendable es hacerlo al menos 2 veces al mes.

Al momento de lavarlo, basta con agua y jabón, existen muchas personas que utilizan jabones especiales y productos especializados, sin embargo, no es estrictamente necesario, el objetivo es quitar en su totalidad el sucio que pueda llegar a acumular nuestro vehículo, eso es lo más importante cuando lo lavemos.

Protejámoslo del sol

Muchos podemos conocer los diferentes los diferentes efectos del sol, pero para la pintura de nuestro vehículo es importante considerar protegerlo de la exposición de los rayos solares por tiempos prolongados. 

Normalmente, los colores vivos y claros suelen sufrir más y los daños pueden ser más notorios; cuando nuestro carro tiene una pintura de color claro, es mejor parquear en sitios donde ojalá haya sombra, o colocarle algún cobertor que pueda resistir los rayos del sol, así nuestra pintura durará un poco más.

Tengamos cuidado al estacionarlo

Cuando acudimos a un lugar aglomerado, y con un gran flujo de público, las posibilidades que nuestra pintura sufra tienden a subir. Puede que suene un poco supersticioso, pero cuando nos encontramos con algún daño a nuestra pintura, muchos casos suelen pasar por factores de terceros o de descuidos de las otras personas.

Las prácticas cotidianas conforman un sinnúmero de momentos de descuidos, por lo tanto, si podemos evitar que este tipo de cosas afecten nuestra pintura, si logramos paquear nuestro carro en una zona permitida y que sea poco concurrida, mucho mejor.

Pulir, una práctica que nuestra pintura agradece

Pulir nuestro carro es algo que muchas personas suelen hacer posterior al lavado, hacerlo con regularidad, también es necesario. Con el tiempo, nuestra pintura puede recibir rayones que de alguna manera le pudimos hacer, y para evitar esto suceda, una buena pulida luego de lavarlo es necesario. 

Ahora bien, esta práctica debe realizarse de una manera cuidadosa y con las herramientas adecuadas, ya que una mala pulida, puede dañar la pintura de nuestro carro, por eso, es mejor acudir a personas expertas en este tema.

Apliquemos los productos correctos, nuestra pintura lo agradecerá

En el mercado existen diversos productos que podemos utilizar para que nuestra pintura esté reluciente, estos nos ayudan y pueden ser una herramienta adicional que puede llegar a conservar nuestra pintura. Sin embargo, al igual que la pulida, hay que tener cuidado con ellos, una mala elección puede afectar negativamente la pintura, incluso el color.

Encerar nuestro carro, lo cubre sobre las capas superiores de la pintura y se sugiere realizarlo con una cera adecuada, dependiendo nuestra pintura, si es brillante o quizá mate, para esto es necesario acudir a un experto, o en su defecto al concesionario donde lo compramos, allí aconsejarán aplicarle el producto adecuado.

Por otra parte, como se mencionaba anteriormente, puede que existan productos que optimicen la pintura, y realcen los colores, el brillo y demás factores que puedan preservar la vida de ella. De todas formas, es importante, asesorarnos por expertos, ya que algunos productos pueden contener químicos que puedan afectar la pintura.

 

Con estos consejos, alargaremos un poco la vida estética de nuestro carro y procuraremos que la pintura del vehículo prevalezca en optimas condiciones y se vea como nuevo.

Ten en cuenta que consentir a tu carro es algo que evitará costos mayores a largo plazo, por eso si necesitas hacerle una revisión o peritaje, en Automás tenemos los servicios automotrices que necesitas para cuidar y hacer mantenimiento a tu vehículo cuando y donde lo necesites. 

¡Lo mejor de todo es que puedes agendar algunos de nuestros servicios a domicilio y en línea desde cualquier lugar! 

¡Agenda con nosotros! 

Deja una respuesta